Blefaroplastia inferior (Bolsas)

La blefaroplastia inferior es la cirugia del párpado inferior. La blefaroplastia corrige las deformidades de los párpados que son causadas debido al envejecimiento, tales como los bultos y bolsas que la mayoría de las personas desarrollan durante los treinta y cuarenta años, cuando la piel del párpado pierde su elasticidad, y la grasa comienza a mostrarse, o por deformidades congénitas. El exceso de abultamiento de grasa en el párpado inferior también puede ocurrir incluso en personas más jóvenes. Hay que entender que deshacerse de las ojeras persistentes que muchas personas heredan, no es posible aunque si puede suavizar su apariencia. Tampoco elimina las “patas de gallo”, las pequeñas arrugas alrededor de los ojos, o las líneas de expresión. Estos generalmente se pueden corregir con las inyecciones de BOTOX.

La cirugía del párpado inferior es actualmente uno de los de cirugía estética más común, pero todavía se considera técnicamente difícil, ya que requiere un profundo conocimiento de la anatomía y función de los párpados. La incisión se realiza en el interior del párpado inferior, bajo las pestañas no siendo visible la cicatriz.

 

La cirugía del párpado inferior

 

Aunque el procedimiento normalmente implica la eliminación del exceso de piel y la reorganización o reposicionamiento de las bolsas de grasa normales alrededor del ojo, hay muchas técnicas que pueden ser utilizados. Los métodos utilizados en la cirugía dependerán del tipo de paciente y de sus necesidades.
La trans-dérmica o trans-cutanea con un corte debajo de las pestañas   inferiores que a través de una incisión en la piel permite, la eliminación del exceso de grasa orbital. El cirujano levanta la piel y el músculo para extraer una pequeña cantidad de grasa.  El exceso de piel y músculo se retiran a continuación del párpado inferior.
La blefaroplastia trans-conjuntival  se utiliza como una alternativa a la trans-dérmica. Con la técnica de trans-conjuntival, que afecta a la conjuntiva del párpado inferior (las cicatrices no permanecen porque son internas). Por lo general se realiza en pacientes más jóvenes que necesitan eliminar la grasa en los párpados inferiores y no tienen que eliminar la piel, y en pacientes de edad avanzada con exceso de piel leve o moderada. La blefaroplastia trans-conjuntival inferior se utiliza cuando también se quieren reducir la laxitud de la piel. Es una intervención que presenta complicaciones mínimas.

 

Recuperación de la blefaroplastia inferior

 

La cirugía del párpado inferior se realiza bajo anestesia local con sedación, dura de 1 a 2 horas para los párpados inferiores y puede llevarse a cabo en la clínica. En los tres primeros días habrá hinchazón y hematomas en el área de los párpados, aunque son diferentes para cada paciente, pero no habrá dolor. La eliminación de los puntos, que no es doloroso, se hará alrededor del sexto día cuando ya halla retornado a su vida habitual. A las seis , ocho semanas las cicatrices son completamente invisibles. La cirugía mostrará un rejuvenecimiento, volviendo a la misma apariencia de párpados que tenía en el pasado, sin cicatrices visibles o distorsiones en la forma o simetría.

Contacta con nosotros para más información